20/1/17

Fetch y Brujería Tradicional Europea

Hoy he estado hablando con una querida amiga sobre el Fetch.
Según la fuente que se consulte, los autores lo explican de una forma u otra, casi sin referencias culturales o geográficas; así que si no se busca bien la información puede llegar a ser una mezcla muy extraña y, obviamente errónea, de culturas, tradiciones y creencias muy diversas.
Vamos a centrarnos en el folklore europeo para explicarlo correctamente.

El Fetch, a grandes rasgos, es el cuerpo astral. Es decir, un desdoblamiento "espiritual" de un cuerpo físico. Todos habéis oído hablar de los viajes astrales, así que creo que hasta aquí se entiende.
Sin embargo, según la tradición local que consultemos, este doble astral puede ser desde un doble exacto de la persona que realiza el viaje hasta un animal totémico, es decir, el desdoblamiento no lo hace la persona que viaja.
La cuestión es que todo lo que vamos a ver nos lleva a la función esencial de la Bruja o Chamana: la capacidad de viajar al Otro Lado, de cruzar el Cerco. Recordemos que la Brujería Tradicional bebe directamente del Chamanismo Europeo, así que es lógico que el concepto resulte difuso en ocasiones.

Fetch es una palabra irlandesa que significa "el que trae", y se le presenta como un doble exacto de una persona viva que trae malos augurios, de muerte o enfermedad. Según la fuente, vemos que si ese doble aparece por la mañana, lo que trae son buenos augurios, longevidad y prosperidad.

En Alemania encontramos el dopplegänger. Se refiere una vez más, al doble espiritual de una persona viva. La etimología de la palabra viene de doppel (doble) y gänger (caminante). Visto por amigos o parientes de una persona puede ser un mal augurio o una indicación de una enfermedad o un problema de salud inminentes. Según escribió el dramaturgo sueco Strindberg: «El que ve a su doble es que va a morir».

En la mitología nórdica existe la hamingja, que aunque no llega a ser un doble astral como en los casos anteriores, sí era una especie de espíritu guardián que acompañaba a una persona durante toda su vida proporcionándola suerte y felicidad. Cuando esa persona moría, la hamingja pasaba de familiar en familiar brindando la misma suerte.
Aunque encontramos más similitud con el "ángel de la guarda" cristiano, la similitud la vemos en que en ocasiones la hamingja podía aparecérsele a su protegido en sueños en forma de animal, o incluso se dice que podría ser el espíritu de una persona dormida que se les aparecía a otros en forma de animal.

Y hablando de animales en el plano astral, tenemos otra versión nórdica: la fylgja, que significa literalmente “el que sigue”. Este animal sobrenatural solía tener el mismo carácter o costumbres de la persona a la que acompañaba, y era considerado como un doble astral. Generalmente las características del animal también estaban relacionadas con la personalidad del humano al que acompañaban. Estaba considerada como el alma de la persona. Podía aparecer tanto en sueños como con la persona despierta, pero en este último caso presagiaba la muerte.

Supongo que muchos de vosotros estaréis pensando en los Nahuales, por ejemplo, esos chamanes que se convierten en un animal de poder durante el trance, para poder comunicarse con el Otro Lado. Y aunque las similitudes son obvias (volvemos a la estrecha relación entre Brujería y Chamanismo), hoy me quería centrar en la Tradición Europea, que es de la que se nutre directamente la Brujería del Cerco.

También podríamos compararlo con el fenómeno de la bilocación, que consiste en estar presente en dos lugares a la vez. Pero mientras en el viaje astral el cuerpo queda "dormido", en la bilocación esto no es del todo necesario.

Como véis, fenómemos muy similares y a la vez muy diferentes, y que al final sólo dependen del camino que siga la Bruja o Chamana para cruzar al Otro Lado.

1 comentario :

  1. Hoy me encuentro paseando de nuevo por tu blog, y tal vez no te lo haya dicho en su momento cuando sacaste este post, pero me ha encantado y me fue de mucha ayuda. Extraño tus mensajes. Muchos besos

    ResponderEliminar

© Agata | WS
x x x x x x x .